domingo, 24 de agosto de 2014

Fotos antiguas de Grazalema, Villaluenga del Rosario y Ubrique, (Cádiz)


Grazalema (Cádiz).
Villa de 5179 habitantes en el censo de 1910; situada en una ladera de la peñascosa sierra de su nombre. El territorio del término es muy pedregoso y sería completamente estéril si no estuviese sometido a constante labor. Lo que más abundan son los carrascales, que producen buena cantidad de bellotas para el engorde del ganado de cerda. Se cosechan también cereales y algo de aceite y vinos. Bañan las tierras, en parte, las aguas que descienden del puerto del Boyal que, juntamente con otros manantiales de este término, forman el río Guadalete.
Hay numerosas fábricas de bayetas y paños burdos, otras de hilado, algunas de embutidos y de chocolate, una fundición de cobre y alumbrado eléctrico.
En el término radican dos minas de cobre, en explotación. Y sus ferias se celebran del 24 al 26 de Agosto, y fiestas los días 2 de Mayo y 8 de Septiembre.
El Peñón grande.
Se extiende la población en una ladera del imponente cerro, que forma parte de la sierra de su nombre.
La Alameda y Casa Consistorial.
Al fondo del paseo, cuyo horizonte cierra el escabroso monte, aparece el modesto edificio del Ayuntamiento.
Iglesia de La Aurora.
Al pié de la peña brava, y dando frente a la Alameda, se yergue la robusta masa de este curioso templo, donde se hicieron fuertes en ella varios vecinos armados, que defendieron del saqueo las casas próximas, durante la guerra de la Independencia.
Calle de Canalejas.
La blancura de los edificios de esta calle, una de las más importantes de la población, nos dan idea del buen aseo de sus habitantes.
Nacimiento del Guadalete.
Pintoresco lugar, donde se inicia el histórico río, en el que se supone, acaso erróneamente, acaecida la funesta batalla que decidió los destinos de la monarquía visigoda
Altar del Sagrario, en la parroquia.
Bonito altar, con elegante templete, de construcción relativamente moderna.
La Virgen del Carmen, en la iglesia de San José.
Expresiva imagen, muy venerada por los habitantes de la población.

Villaluenga del Rosario (Cádiz)
Villaluenga del Rosario, más la villa Livar y las casas de jornaleros, suman un total de 999 habitantes en el censo de 1910. Se halla a 76 kilómetros de la capital de provincia, a 17 de Grazalema y a 10 de la estación de Cortes de la Frontera. Está situada en terreno abrupto, perteneciente a la sierra de Libar.
Cosecha almendras y corcho, del que tiene fábrica de tapones; cría ganado, y celebra feria y fiestas el primer sábado, domingo y lunes del mes de Septiembre.
Vista general de Villaluenga del Rosario.
Hállase situada esta población en lo más áspero del monte, entre las sierras de Libar y de Ubrique.
Iglesia del Rosario.
Vista interior de la iglesia parroquial de esta villa.

Ubrique, (Cádiz)
La villa de Ubrique, por sus 5453 habitantes, es algo más importante que la cabeza de partido.
El terreno es quebrado, pedregoso, en ciertos puntos, y poblados en otros, de arbustos, encinares, algarrobales y árboles fructífero de variadas especies. Hay cantera de jaspe de diferentes colores y fuente de aguas feruginosas y sulforosas. Se producen pocos cereales, algo de aceite y vino y mucha fruta y hortaliza. Se cría ganado lanar, cabrío, vacuno y yeguar, y abunda la caza de perdices y conejos.
La industria ha adquirido bastante importancia, especialmente en lo que se refiere a los curtidos de pieles y suelas, calzado, petacas y otros artículos de peletería. Hay, además, fábricas de harinas, de aceite, de hilado de lana, de mantas, de paños, de tapones de corcho, de aguardientes, de cal y de navajas.
Durante la guerra de la Independencia debieron abandonarla sus habitantes, en distintas ocasiones, víctima del incendio. Actualmente el alumbrado público es eléctrico.
Altar de la Dolorosa.
Bonito retablo de caprichosas líneas, ejemplar característico de estilo barroco, en la parroquia de la Asunción.
Altar de la iglesia de Nuestro Padre Jesús.
Interesante capilla y retablo, donde se venera la imagen de Cristo llevando la Cruz.
Calle Real.
Una de las principales de la población, en la que se ha congregado la chiquillería del vecindario, para exponerse al objetivo.
Iglesia de Nuestra Señora de la O.
Interesante vista del interior de este templo de elegante proporciones.
Vista general de la villa.
Se asienta esta población en la falda de la peñascosa sierra de su nombre.
Paseo de la Huerta.
Hermosa avenida, sombreada de plátanos, que contribuye a realzar la belleza de esta pintoresca villa.
Iglesia de San Antonio.
Dominando los edificios de la plaza de la Constitución, se levanta, este templo, sobre la pendiente del peñasco.
- - -

domingo, 10 de agosto de 2014

Fotos antiguas de Baza, Zújar y Cúllar de Baza, (Granada)


Baza, (Granada).
Ciudad cabeza de partido judicial y municipio de su nombre, con 15964 habitantes (1910). Se halla situada en la dilatada vega u hoya de Baza, que se extiende al pie de la sierra de igual denominación.
Su magnífica campiña y el clima fresco y sano de que goza, unido a la abundancia y excelencia de sus aguas, hacen de esta ciudad y sus alrededores una recomendable estación veraniega.
Es localidad principalmente agrícola, siendo de notar, entre sus industrias, la fábrica de azúcar "Nuestra Señora de las Mercedes", alpargatería, fábricas de harina, espartería hornos de yeso y cal, etc.
Tiene Cámara de Comercio, Administración de Correos, Telégrafo y Teléfono, cárcel correccional y de partido, plaza de toros, varias comunidades religiosas de mujeres y una de PP. Franciscanos.
Es uno de los pueblos más antiguos de España, se llamaba Basti, cuya ciudad bajo el imperio romano, estuvo adscrita al convento jurídico de Cartagena.
Durante la dominación agarena formó parte del reino de Granada, habiendo difinitivamente sido reconquistada por las armas de los Reyes Católicos en 1489, después de largo sitio, en el que se emplearon para combatirla, según la tradición, los cañones que se ven empotrados en la vía pública como recuerdo de aquel importante hecho de armas.
En 1810 el ejército español fue batido, en los campos de Baza, por las tropas napoleónicas mandadas por los generales Blake y Milhan.
Vista parcial de Baza.
Teniendo por fondo la dilatada Hoya de Baza, destaca el campanario de la Colegiata entre el compacto caserío.
Ayuntamiento y Casino Principal.
Sin ofrecer estos edificios carácter artístico determinado, con su disposición contribuyen al buen aspecto que presenta el sitio donde se hallan emplazados.
Coro del Convento de la Merced, de Franciscanos.
Se aprecia en primer término el rico facistol con el escudo de la orden de la Merced en una de sus caras.
Convento de la Merced.
Sencilla fachada de la iglesia, que pertenece actualmente a los Franciscanos.
Plaza de la Constitución.
Ocupa uno de sus lados la iglesia dedicada a la Anunciación de Nuestra Señora, que lleva el título de Colegial.
Techo de la antigua Parroquia de Santiago.
Notable muestra de arte mudéjar, que tan bellos ejemplares dejó en Andalucía.
La Virgen del Socorro.
Hermosa y notable estatua de la Virgen, de especial devoción en la ciudad.
Palacio del Duque de Abrantes y San Gerónimo.
Al lado del sencillo palacio, aparece el edificio ruinoso que perteneció al suprimido convento de San Gerónimo.
Convento de Santo Domingo.
Se conserva una capilla correspondiente al templo destruido por las tropas de Napoleón.
Patio del exconvento de Santo Domingo.
Elegante construcción, que sirvió de claustros del extinguido convento.
Cañón de la Conquista de la Ciudad.
Cuatro de los cañones utilizados en el sitio de Baza, como recuerdo histórico, se ven empotrados en la vía pública en la forma que vemos.
Calle del Agua.
Una de la principales vías públicas de la población, según puede observarse por el vistoso aspecto de sus edificios.
Iglesia de Los Dolores.
Es de estilo barroco y de escaso mérito su fachada, adornada con salomónicas columnas.
Interior de la Colegiata.
Pertenece al orden gótico, constando de tres naves divididas por diez columnas. Ostenta el título de Colegiata, habiendo sido antiguamente silla episcopal, que subsistió a pesar de la dominación agarena, pues consta la existencia del prelado de Basti en el año 862, sin que pueda preciarse cuando dejó de existir este obispado.

Zújar, (Granada).
La villa de Zújar más las casas y cuevas de labor Carramaiza y Cuevas del Campo tiene un total de 5008 habitantes en el censo de 1910. En su término y en la vertiente Noroeste del monte Jabalcón (1498 metros de altitud), a unos 6 kilómetros de la citada villa y en la margen izquierda del río Barbata, se encuentran los baños termales de Benzalema Su altitud sobre el nivel del mar es de 590 metros y sus aguas con temperatura de 38º a 40º son indicadas para la curación del reumatismo, sífilis y neuropatia, usándose en baños y en bebidas.
Entre los montes y demás terrenos forestales exceptuados de la desamortización por razones de utilidad pública, figuran en este partido los siguientes: Calar de la casa Heredia, perteneciente al Estado, que radica en el término de Baza, con una cabida total de 818 hectáreas.
Plaza e Iglesia parroquial.
Detalle de la población, en el que puede apreciarse la sencillez y aseo de sus construcciones.

Cúllar de Baza, (Granada).
Después de la capital de partido, la villa de Cúllar  de Baza es el más importante de los municipios, tiene una población de 7875 habitantes en 1910.  Y a este partido corresponden los siguientes: Coto de la Vizcaína, de 4000 hectáreas; Las Guindaleras y el Periate, de 600 hectáreas; y el monte de Cúllar, de 9500 hectáreas.
Casa del Marqués de Cadimo.
Palacio de señorial trazado, ostentando el escudo nobiliario en el balcón principal de la fachada.
- - -